Seleccionar página

Superliga Europea: Guía completa sobre la nueva competición europea

Superliga Europea: Guía completa sobre la nueva competición europea

A las 0:00 hora peninsular española, se emitía un comunicado que anunciaba la creación de la Superliga Europea.

¿De qué se trata?

Equipos miembros de la Superliga Europea. Fuente: Mediotiempo

Se trata de la fundación de una liga en la que participarán los siguientes clubes fundadores:

Aparte de estos 15 equipos, que serán fijos en la competición, habrá otras 5 plazas que serán ocupadas por aquellos equipos que consigan determinados logros en la temporada anterior.

Formato

Logo de la Superliga Europea. Fuente: Cadena SER

Habrá dos grupos de 10 equipos cada uno. En esos grupos se jugarán dos vueltas, es decir, cada equipo jugará un partido de local y otro de visitante contra los demás. Los primeros 3 de cada grupo se clasifican de forma directa a los cuartos de final. Los cuartos de cada grupo y los quintos de cada grupo jugarán un play-off de dos partidos para luchar por las dos plazas restantes de cuartos de final. Dichos cuartos de final y las semifinales se jugarán a doble partido y la final será a partido único en terreno neutral.

Cabe destacar que las ligas domésticas no se desplazarían. La intención de esta Superliga es reemplazar la Champions League actual. También se especifica en el comunicado que esta competición empezará en agosto de este año y que Florentino Pérez, presidente del Real Madrid y su principal promotor, será el primer presidente de dicha organización.

Impacto para los clubes participantes

Bale celebrando un gol contra el Liverpool. Temporada: 2017-18. Fuente: MisionesOnline

En estos momentos, hay decenas de dudas alrededor de esta Superliga.

Empezando por lo principal, la organización de esta competición asegura un pago inicial a sus miembros de 350 millones de euros por tener que romper relaciones históricas con los grandes organismos. Además, les garantiza que van a ganar 240 millones de euros al año como mínimo. Esa cantidad anual es muy próxima a lo que ganan los grandes clubes de LaLiga entre la competición liguera y la Champions League actualmente, por lo que parece que los equipos que participan no van a perder ingresos, por lo menos a corto plazo.

Sin embargo, esto no es tan seguro. ¿Quién pone tanto dinero? Se habla de que JP Morgan puede poner 6.000 millones de euros, pero ¿Arriesgarán tal cantidad de dinero? ¿Cuáles serán los precios de los derechos televisivos de la Superliga? Los grandes clubes se quejan de que la UEFA no saca tanto dinero de los derechos televisivos como lo hacen los organismos de otros deportes. Por ello, los precios de los derechos serán más altos que los actuales.

¿Estarán dispuestas las televisiones a pagar esos precios? Para una televisión, cubrir una liga nacional grande como la inglesa o la española, en la que compiten 20 equipos de un mismo país durante 10 meses es un negocio con un atractivo importante, puesto que hay muchos fanáticos que pagan por ver la liga de un país en concreto. En la Superliga, esos 20 equipos serán “los más grandes”, pero de unos pocos países. Si las televisiones no ven negocio, es muy difícil que inviertan. Y el dinero de los derechos es clave para sostener todo esto.

Por último, ¿Qué hace un presidente de un equipo de los 12 anunciados? Un ejemplo sería Joan Laporta. Un presidente recién llegado se encuentra con la sorpresa de algo que él no ha firmado, sino que lo ha hecho el anterior presidente, Josep María Bartomeu. Haga lo que haga el nuevo presidente, siempre le pueden criticar. Si entra en esa competición, se le acusaría de egoísta y pesetero. Si decide no entrar, se estaría quedando sin unos ingresos enormes a corto plazo, puesto que las competiciones domésticas pierden mucho valor. Por tanto, no podría arreglar la situación económica de un club con una deuda colosal. Es una complicación más para un Laporta que ya lo tenía difícil antes.

Impacto para los aficionados

La parte más importante del fútbol son los aficionados. Pongamos un ejemplo siguiendo con el tema televisivo. Francia tendría como mucho un representante en esta competición, el PSG, si Al-Khelaifi, propietario de Bein Sports, decide entrar. No está claro que los parisinos accedan a esta Superliga. ¿Pagaría un aficionado a la Ligue 1 por ver solo a uno de sus representantes, sin que ninguno de los demás tenga opciones de acceder a dicha competición?

No se sabe cuánto tiempo durarán los aficionados disfrutando de partidos entre equipos grandes cada semana. En el fútbol actual, uno de los atractivos es que los partidos entre equipos importantes son escasos, por ejemplo, en España suele haber solo 2 Clásicos por temporada y el aficionado disfruta esos partidos como nunca porque sabe que se dan poco. ¿Seguiría siendo igual de emocionante si hay partidos entre los clubes más importantes cada semana?

También, ¿Es atractiva una competición en la que la mayoría de equipos sean los mismos cada temporada? Otro de los atractivos del fútbol es que hasta el equipo más pequeño puede hacer las cosas bien y ganarse un puesto en competiciones de prestigio, sea con un ascenso o con la clasificación para una competición europea. Un gran ejemplo es la gesta del Leicester en 2016. Es evidente que ese atractivo desaparecería con una competición en la que juegan equipos por decreto.

Para acabar con el tema de la afición, se puede afirmar que a día de hoy no se sabe como los aficionados podrán ver estos partidos, al no haber televisiones que tengan los derechos.

Impacto para los clubes no participantes

Jugadores del Granada lamentándose. Fuente: Mundo Deportivo

Ya hemos mencionado antes que dos aspectos fundamentales para los clubes que no van a participar en estas competiciones.

El primero de ellos es que el acceso a esta competición es prácticamente imposible. Por ello, esta competición iría contra el mérito deportivo que cada equipo pueda tener. Poniendo otro ejemplo, ¿Qué pasaría con clubes como el Villarreal, es decir, clubes que normalmente juegan en Europa League, pero que en un momento dado pueden hacer una buena temporada y acabar en Champions? ¿Hay alguna forma de que esos equipos accedan a esta competición?

A día de hoy no se sabe, pero parece ser que por muy buena temporada que haga un equipo de este tipo, jamás podrá llegar a la Superliga. Por ello, esos equipos nunca podrán tener ingresos grandes y nunca podrán luchar contra los más grandes de su competición, que estarían ingresando una cantidades astronómicas. Eso supondría que los grandes podrían hacer fichajes a su antojo, sin que los pequeños puedan competir contra ellos.

El segundo aspecto es que las competiciones domésticas ya no serán lo mismo. Probablemente, la Copa del Rey no podrá existir más, por tanto, esos equipos de tercera división que sueñan con jugar contra los grandes, no podrán hacerlo nunca, por lo que nunca podrían ganar la fama, el prestigio y el dinero que esos partidos suponen. Se acabaría con los Cornellá o Alcoyano que tanta emoción han dado esta temporada.

¿Qué dirán los jugadores?

Logo de la Asociación de Futbolistas Españoles. Fuente: AFE

No se puede pasar por alto que la UEFA ha emitido un comunicado en el que especifica que los jugadores de la Superliga no podrán jugar con sus selecciones. ¿Renunciarán a la representación de su país por esta competición?

Otro aspecto importante es la carga de partidos. Ya ha habido jugadores que han manifestado su malestar con el calendario tan apretado de esta temporada. ¿Aceptarán jugar contra un equipo poderoso cada semana?

Competiciones de la UEFA

Aleksander Ceferin, presidente de la UEFA. Fuente: Cadena SER

Las dos competiciones de la UEFA dejarían de contar con sus principales exponentes, por lo que su producto estaría devaluándose de una forma exponencial. ¿Alguien querrá ver una Champions League con equipos que hasta ahora no jugaban en ella? ¿Cuánto pagarían las televisiones por estas competiciones?

Además, existen fuertes rumores de que la Champions League y la Europa League van a quedar suspendidas hasta que se aclare todo. Incluso se habla de que la UEFA dará el título al PSG al quedar automáticamente expulsados los otros tres semifinalistas por participar en la Superliga, tal y como ha especificado en su comunicado de ayer.

Conclusión

Con esta competición, es probable que la brecha entre equipos grandes y pequeños aumente tanto que sea indisoluble. Por ello, gran parte de la afición se plantea si realmente esto va a favor o en contra de la esencia del fútbol, que es unir a todos aquellos que lo practican.

No se sabe qué pasará, pero parece que este tema va para largo…

Alejandro Mokov

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: